Herramientas de manejo

 

Existen prácticas para disminuir los riesgos de depredación. Por ejemplo, mantener y proteger la fauna local ayuda a que los carnívoros se alimenten de estas presas y desalienta el ataque al ganado. En este sentido, los campos sobrepastoreados, en los que trabaja poco personal, sin presencia de perros entrenados y con escasas recorridas de control, son más susceptibles de ser predados, que aquellos campos con buena cobertura de pasturas y un manejo de mayor calidad.


En ovinos y caprinos, proteger las categorías más susceptible. Por ejemplo con las hembras en época de parición y los animales jóvenes, ubicándolos cerca de viviendas o zonas que los puesteros recorran de manera regular y/o realizar encierros nocturnos en corrales diseñados para evitar el acceso de carnívoros.


Los perros protectores son una herramienta efectiva como método de control no letal. Deben ser criados y entrenados adecuadamente, lo cual requiere de dedicación, cierto costo y permanencia en el tiempo de esta práctica.

 

 

DOCUMENTOS DE APOYO

Se agradece a las instituciones, sus técnicos, autores del material, que brindan con su experiencia las diferentes alternativas de manejo.

SUBIR